Hortalia es una pyme manresana que fabrica y comercializa huertos urbanos con el objetivo de promover estilos de vida más saludables, sostenibles y respetuosos con el medio ambiente.

Esteve Sanllehí fundó Hortalia el año 2011, y explica que la empresa creció gradualmente: “Pusimos al alcance del consumidor una gran variedad de tamaños de huertos urbanos y, poco a poco fuimos ampliando nuestra gama hacia nuevas necesidades, con productos como jardineras o artículos decorativos, siempre fabricados con madera.”

Actualmente, la marca Hortalia es propiedad de Nitheus Solutions S.L y, gracias al grupo Maxchief socio de Nitheus Solutions S.L. desde 2017, ha recibido las inversiones y los recursos necesarios para este crecimiento.

La capacidad de innovación durante la crisis de la Covid-19

La crisis de la Covid-19 ha provocado que esta pyme tuviese que adaptarse a un alud inesperado de demanda de huertos urbanos que les ha impulsado a mejorar su eficiencia productiva. Sanllehí explica que “uno de sus mayores retos ha sido dar una respuesta rápida a las necesidades de la hostelería y la restauración”. Con las cambiantes medidas de contención de la pandemia, la capacidad de innovación de Hortalia ha sido esencial para adaptarse al reto: “pensar, crear, innovar y producir una gama que permita generar el más alto confort en las terrazas de restaurantes y que al mismo tiempo les ayude a cumplir con las normativas que se han establecido a raíz de esta crisis.” El resultado de este proceso de adaptación ha sido una gama más ligera y asequible de jardineras con paneles separadores de ambientes.


Valores de empresa: slow life, autoconsumo y KM 0

En palabras del fundador, Hortalia se caracteriza por ser “una empresa comprometida, responsable y con conciencia medioambiental que apuesta por un movimiento de cambio en el comportamiento del consumidor, fomentando un consumo responsable.” Su filosofía es fomentar lo que se conoce como slow life, una corriente de pensamiento vital que pretende combatir un estilo de vida acelerado, tan presente hoy en día, sobre todo en las grandes ciudades.

Por otro lado, los productos de esta pyme manresana se alinean con dos conceptos muy populares en los nuevos hábitos de vida saludables: el autoconsumo y el KM 0. Explican que el autoconsumo requiere tiempo y permite tener el control de aquello que se está cultivando; también explican que los productos de KM 0 tienen mucho que ver con la conciencia comunitaria, pero también con la necesidad de conocer la trazabilidad de aquello que consumimos.

“La situación actual nos ha hecho reflexionar sobre nuestro estilo de vida y hemos vuelto a poner el foco en los detalles más primarios e importantes”

Además de acercar la agricultura a los hogares y de suplir, en parte, la falta de contacto con la naturaleza durante esta pandemia, en Hortalia piensan que el fenómeno de los huertos urbanos ayuda al consumidor a crear una pausa que le permite desacelerar y disfrutar de lo que está experimentando de forma mucho más consciente, mediante el automontaje del producto o el autocultivo de hortalizas y verduras.

Para terminar, Sanllehí afirma que afrontan la recuperación de la crisis derivada de la pandemia con optimismo y añade: “creemos que Hortalia puede contribuir a ayudar a las personas en este nuevo paradigma de vida más lenta y consciente”.