Tecnovelero: “Hay que replantear el modelo actual de movilidad y acceso a las urbes para cumplir con los ODS y reducir la contaminación”

Entrevista a Javier Lavernia, CEO de Tecnovelero. 

Javier Lavernia es un profesional con décadas de experiencia en las principales marcas del sector del automóvil, entre las que se encuentran Ford, Mazda, Jaguar, Volvo, Land-Rover, Volkswagen, Seat, Peugeot, Citroën o Vauxall. Ingeniero apasionado por la automoción, la electrificación de la movilidad y el desarrollo de soluciones para la movilidad urbana, ahora lidera un proyecto innovador en la ciudad que le vio crecer profesionalmente. Junto a un equipo de talento local, Lavernia está desarrollando el primer vehículo eléctrico made in Tarragona totalmente alineado con los futuros modelos de movilidad urbana de las ciudadesEl coche, llamado Virante, les ha valido el impulso del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) incluso antes de llegar a facturar, y ahora está en la fase de búsqueda de grandes inversores. 

¿Cómo surgió Tecnovelero? ¿Cuál es vuestra historia? 

Somos una empresa tecnológica orientada actividades de I+d+i y al desarrollo de proyectos tecnológicos de alto valor añadido. Creada a finales de 2018 en un vivero de empresas, y con un capital mínimo que permitiera acceder a financiación tecnológica,  últimamente nos hemos especializado en el campo de la automoción eléctrica y la movilidad urbana sostenible, segura y conectada. 

Nosotros apostamos por un nuevo paradigma de la movilidad, con el fin de ofrecer soluciones y alternativas que encajen con las nuevas necesidades de los ciudadanos, y con las demandas sociales de un entorno más sostenible. Nuestro proyecto estrella, el coche eléctrico Virante, nace para vivir en un tiempo de cambios como el actual. 

Virante, y las fórmulas asociadas a su uso, representan un nuevo modelo de movilidad sostenible. Su objetivo es generar valor y desarrollo entre los ciudadanos y organizaciones donde se implante,  durante todo su ciclo de vida (desde su fabricación hasta su reciclaje), siendo los principales beneficiados las personas que habitan en el entorno urbano. 

¿Cuáles son los valores de vuestra empresa? ¿Qué os caracteriza? 

Nos caracterizamos por desarrollar proyectos y tecnología que promuevan una nueva movilidad urbana más sostenible, eficiente, inteligente y conectada. Y eso no solamente se consigue a través del desarrollo de productos que faciliten dicha meta como vehículos para el transporte de personas o mercancías. Hay que ir más allá y encontrar las fórmulas  que permitan alcanzar objetivos más ambiciosos. Ecarsharingpor ejemplo, lleva tiempo en esa línea. 

Por un lado, y en este sentido, en Tecnovelero estamos desarrollando un innovador coche eléctrico. Virante  incorporará tecnologías únicas en el sector automovilístico que se encuentran en proceso de protección y patente. Se trata de una propuesta de valor en un contenido vehículo de 2,5 metros, capaz de alojar cómodamente a 2 usuarios, con 300 litros de maletero, peso ultrarreducido, potencias de entre 4 y 25 kW, asistentes a la conducción para los nuevos usuarios, y una autonomía de 300 km. 

Por otro lado, y a través de nuestra división de movilidad, estudiamos fórmulas para que la tecnología desarrollada pueda implementarse en las ciudades de forma óptima, con el fin de ayudar a los usuarios, sean particulares, empresas o administraciones, a participar de la tecnología y de los vehículos a través de nuevas formas de uso. 

Uno de los desafíos que afrenta la provincia de Tarragona es la despoblación, la huida de talento y el enraizamiento en el territorio. ¿Cuál es vuestra relación con el territorio y el talento local? 

Hemos nacido y empezado nuestra andadura en Tarragona y su entorno más próximo, a la par que es voluntad de Tecnovelero apostar por el talento humano y los recursos del entorno. En este sentido, más allá de tener mi sede laboral en la ciudad de Tarragona, las colaboraciones de la compañía se extienden por el territorio más próximo. Y lo hacen a través de entidades como la Universitat Rovira i Virgili y el Institut Comte de Rius. 

Obviamente, la captación de talento y RRHH en nuestro entorno es uno de los valores diferenciales que queremos promover. Tanto es así, que los recursos recientemente otorgados por el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) por valor de proyecto de 315.192 euros se destinarán a continuar con la I+D+i de la empresa mediante la contratación de personas del territorio para las siguientes fases de desarrollo del proyecto, desde la proyección a escala 1:1 del vehículo eléctrico hasta la industrialización del mismo. 

Así pues, estamos convencidos de que tenemos el talento y las capacidades en nuestro territorio.  

Hoy en día, el cambio climático es una de las problemáticas que genera más investigación y cambios legislativos en todos los ámbitos. ¿Qué nos podrías explicar sobre la movilidad y el urbanismo sostenibles? 

Medidas como la creación de Zonas de Bajas Emisiones para ciudades de más de 50.000 habitantes, la reducción de la velocidad interurbana a 30 km/h están directamente asociadas a la preocupación por la contaminación generada por los motores de combustión. Asimismo, la baja ocupación interior de los vehículos que circulan por nuestras ciudades y el amplio espacio que consumen los vehículos una vez estacionados confirman la necesidad de replantear el modelo actual de movilidad y de acceso a las urbes. Por eso, la Agenda 2030 marca objetivos ambiciosos, los ODS, que precisarán de nuevas fórmulas para su cumplimiento. 

Además, nos adentramos en una era en la que todos los actores implicados en el escenario de la movilidad y, en especial sus protagonistaslas personas, demandan que ésta y sus vehículos sean más inteligentes, sostenibles y racionales. Atrás quedan las viejas fórmulas de desplazamiento urbano que no formen parte de un ecosistema que integre por completo personas, vehículos y ciudades. 

¿Con qué retos os habéis encontrado? 

Cada día es un reto diferente, ya que afrontamos la coyuntura actual del mercado de la inmediatez. Pero, en todo caso, seguimos la planificación inicial de Tecnovelero: ser una empresa de carácter tecnológico. 

Los retos que estamos abordando son diversos: por un lado, la selección de un equipo de trabajo a la altura del desafío para seguir desarrollando Virante a escala reducida y así validar las tecnologías empleadas, lo que está suponiendo un ahorro del 98% en el coste de desarrollo. 

Por otro lado, y tras miles de horas de trabajo, la entrada en el programa del CDTI para el desarrollo de proyectos tecnológicos fue todo un reto. Al final, el ente dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación nos otorgó su confianza, lo que da solvencia y prestigio al proyecto, y así, Tecnovelero pudo avanzar en las siguientes fases de desarrollo. 

Otro reto fundamental ha sido el acercamiento a proveedores de referencia del mundo de la automoción. Lamentablemente, la pandemia global no nos ha permitido asistir a ferias y encuentros en los que presentar Virante. Acceder finalmente a ellos y a la nominación como “Potencial Cliente Progressive Mobility Player” ha supuesto un logro cuyas sinergias serán muy beneficiosas. 

Afrontamos 2021 con el reto de consolidar la plantilla, de hasta 14 empleados, y crecer ordenadamente hasta los 80 que tenemos planificados para 2024.   

¿Cuál es vuestra proyección hacia el futuro? 

Inversión y fabricación en serie. Tecnovelero se encuentra hoy en pleno desarrollo de Virante. Una vez se presente la versión a escala 1:5, totalmente funcional, el objetivo será desarrollar la proyección a escala 1:1 del primer coche. A partir de ahí nuestro objetivo es fabricar una serie beta de 25 unidades máximo gracias al apoyo de inversores confidenciales y al interés de empresas comMail Boxes Etc. Tarragona y otras que abogan por la descarbonización de su parque móvil. Y esperamos que se unan más. Dichas unidades ayudarán a apalancar el proyecto hacia la fabricación en serie de Virante y hacia el desarrollo de fórmulas de movilidad asociadas al uso del vehículo, con el objetivo final de aportar nuestro granito de arena a la electrificación de la movilidad. 

El Road Map de Tecnovelero pasa por el Business to Public Administration (B2PA) en nuestro afán de otorgar mayor protagonismo a los ciudadanos, empoderándolos con vehículos más lógicos a su definición de uso: más pequeños, de modo  que faciliten el tránsito y el aparcamiento, con versatilidad de uso… Como Virante, que ha sido directamente conceptualizado, diseñado y desarrollado para ello. Los siguientes mercados que abordaremos son el B2B Flotas, que también requiere de descarbonización; B2B Custom, adecuado a las necesidades de cada negocio, y B2B Retail, que llega al cliente final. 

Creemos que los actuales vehículos de 4 metros no cumplen con ese compromiso: son pesados, ineficientes, con motores desmesurados, de adquisición costosa,  normalmente solo los ocupa un usuario la mayor parte del tiempo. También creemos que el cliente final tenderá a la movilidad compartida como uso referente y con la propia adquisición de un vehículo de precio reducido que satisfaga sus necesidades. Para ello, Tecnovelero debe crecer en su división de servicios de movilidad con la incorporación de inversores que aporten valor y sinergias al proyecto y nos permitan ofrecer 25.000 unidades/año en el 2024. 

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Previous Story

Nueva sentencia de despido disciplinario en un supuesto de acoso sexual

Next Story

La recuperación económica pasa por el RESCATE DE LOS AUTÓNOMOS

Latest from Innovación