El pasado 12 de junio, PIMEC tuvo la oportunidad de poder disfrutar en Bruselas de un seminario con el resto de los agentes sociales europeos, patronales y sindicatos con el objetivo de tratar los retos para hacer frente a la brecha salarial y al cuidado de los niños. En esta sesión se compartieron los conocimientos y las prácticas de los diferentes países de la Unión Europea para entender y abordar esta problemática de la mejor manera posible.

De acuerdo con los últimos datos, la brecha salarial en la UE es del 16,3%, si se toma como referencia el salario medio por hora bruto, y de un 39,7% si hablamos de la brecha salarial total.

La brecha salarial total empieza a ser significativa a partir del momento en que las mujeres entran en la edad de tener hijos

Además, se pueden identificar una serie de rasgos comunes que comparten todos los países. En primer lugar, la brecha salarial entre hombres y mujeres empieza a ser significativa a partir del momento en que las mujeres entran en la edad de tener hijos. De hecho, hay datos que ponen de manifiesto que la brecha salarial entre las mujeres que tienen hijos es superior a la de las mujeres que no los tienen.

A lo largo de la sesión se hizo un conjunto de propuestas para mejorar la situación actual

La explicación de este fenómeno responde a diferentes factores como la segregación sectorial, el techo de cristal, los estereotipos, las barreras institucionales, el sesgo de género y las dificultades en la conciliación de la vida laboral y personal, entre otros.

A lo largo de la sesión se hizo un conjunto de propuestas para mejorar la situación actual:

  • Transparencia salarial
  • Igual remuneración por trabajo de igual valor
  • Promover que las mujeres jóvenes escojan carreras STEM tanto en educación como en empleo
  • Políticas de conciliación de vida laboral, familiar y personal
  • Medidas de flexibilidad en el trabajo
  • Apoyo a los padres a partir del nacimiento de los hijos
  • Reparto equitativo del trabajo no remunerado, corresponsabilidad
  • Clasificación profesional con perspectiva de género
  • Eliminar conceptos salariales discriminatorios

En el seminario también se habló de tres prototipos de legislación de transparencia salarial: el de emitir informes (RU), el de procedimientos internos en las empresas (Islandia) y el de derechos individuales (Alemania). Países como Dinamarca o Finlandia dan mucha importancia a la negociación colectiva para implementar acuerdos para garantizar la igualdad salarial.

Se ha estudiado y demostrado que en los países donde hay mejores servicios públicos de guarderías hay mayor presencia de las mujeres en el mercado de trabajo

Un tema al que se dedicó especial atención fue la importancia de garantizar una educación de calidad en los primeros años de vida de los niños (de o a 3 años) para mejorar la incorporación de las mujeres en el mercado de trabajo. En este sentido, es necesario trabajar para encontrar el equilibrio entre la vida personal, familiar y laboral.

Se ha estudiado y demostrado que en los países donde hay mejores servicios públicos de guarderías hay mayor presencia de las mujeres en el mercado de trabajo. Esto nos da un indicador muy válido para entender cuál es el camino a seguir para mejorar la situación actual de las mujeres.

Para concluir, conviene poner de manifiesto que es absolutamente imprescindible compartir y dar visibilidad a las buenas prácticas; la brecha salarial afecta a todos los países del mundo, no es un hecho aislado.