Hablar de marketing para PIMES provoca a menudo cierto rechazo, animadversión o ignorancia intencionada entre autónomos, micro, pequeñas y medianas empresas para la percepción de ir necesariamente ligado a un coste inabordable para estas.

El marketing para PIMES es un proceso por el que se satisfacen las necesidades al crear e intercambiar bienes y servicios, y mediante éste, las empresas utilizamos diferentes técnicas y métodos con la intención de conquistar el mercado posicionando nuestra marca, producto o servicio.

Las acciones tradicionales y más masivas, como la publicidad en la televisión, significan efectivamente un gasto considerable, pero existen muchas más acciones de marketing que podemos planificar y llevar a cabo con un presupuesto micro o ínfimo.

 marketing para PYMES 1 La intención del marketing para PIMES es conquistar el mercado posicionando nuestra marca, producto o servicio

Además, el marketing debe entenderse no como un coste, sino como una inversión que realizamos con el claro objetivo de obtener un retorno; un resultado que nos debe beneficiar como empresa sea, por ejemplo, mejorando la impresión que tiene el mercado de nosotros, aumentando las ventas, o fidelizando los clientes.

El marketing debe entenderse como una inversión que realizamos con el objetivo de obtener un retorno

Empezamos pues para observar nuestra competencia, determinar a qué público nos dirigimos, precisar el objetivo que queremos conseguir, definir una estrategia de marketing, revisar los recursos con los que contamos, y planificamos las acciones y actividades que pensamos nos servirán para nuestro propósito.

Para el marketing “low cost” la estrategia, la creatividad y la tecnología son el fundamento

 marketing para PYMES 2 Internet o el marketing digital es el gran aliado para a las pimes y autónomos

Internet o el marketing digital es el gran aliado para las pimes y autónomos; una página web como nuestro escaparate al mundo, las redes sociales para relacionarnos con nuestros clientes y potenciales clientes, un blog para posicionarnos como expertos en una materia, un boletín electrónico para informar a nuestra audiencia periódicamente, o un vídeo que habla de nosotros y que hemos tenido el talento de crear convirtiéndose en viral, es decir, llegando a cientos de consumidores potenciales de nuestro producto o servicio de una sola vez.

Otras acciones a realizar

Pero también están los intercambios entre empresas complementarias, la creación de clubes de fidelización o los acuerdos con clubes ya existentes para que promocionen nuestros productos. Provocar el boca a boca, o buscar entre nuestros clientes a líderes de opinión que nos hagan de prescriptores. Las relaciones públicas y la comunicación, o trabajar una buena relación con medios locales y conseguir que hablen de nosotros a sus plataformas. Organizar actos, jornadas, talleres o sesiones de networking, o asistir a eventos, jornadas, talleres y sesiones de networking. Para mencionar sólo unas cuantas.

Informarnos, formarnos y perder el miedo. Emprender una estrategia de marketing es una oportunidad para nuestra empresa o proyecto, también, por supuesto, al alcance de autónomos, micros, pequeñas y medianas empresas.