Ya sabemos cómo la planificación y la presencia de un experto independiente, forman parte esencial del proceso sucesorio, pero hay otros aspectos previos a tener en cuenta durante la planificación: hablamos de cómo la resistencia al cambio puede convertir la sucesión familiar en un éxito o en un fracaso.

Es interesante recordar cómo Guardiola preparaba los partidos durante horas hasta encontrar la clave que le daba la seguridad de que iba a ganar el siguiente partido.

En todo proceso sucesorio también existen varios aspectos previos que, al igual que hacía Guardiola, convendría analizar si uno no quiere que el proyecto descarrile antes de empezar. Se trata de algunos factores que podrían ocasionar resistencia a la sucesión. Veamos algunos de ellos:

Factores que podrían ocasionar resistencia a la sucesión

  • Falta de información: Contar con información es imprescindible para el adecuado manejo de ciertas situaciones familiares, además de ser un arma de conocimiento que elimina ambigüedades y confusiones dentro de las familias.
  • Factores culturales: Puede existir rechazo a la sucesión debido a factores relacionados con la propia idiosincrasia, a la educación recibida y a la influencia de generaciones predecesoras.
  • Amenaza al statu quo: Esta sensación se debe a la resistencia a modificar la estructura organizacional en comparación a los esquemas, valores, costumbres y normas arraigados en la empresa.
  • Retención de poder: Existe la posibilidad de que aquellos grupos que vean amenazada su posición en la organización manifiesten resistencia a los mismos.
  • Clima organizacional: Se deberán identificar aquellos factores que afecten el clima; cuanto más negativo sea, más complejo será conducir la organización hacia el modelo de sucesión planteado.
  • Miedo al fracaso: La incertidumbre que puede generarse en el miembro de la familia se encuentra latente debido al temor de no estar seguro de que el o los sucesores se encuentren preparados para tomar el control de la empresa familiar.

Medidas para disminuir la resistencia al cambio

Ahora bien, existen algunas medidas para disminuir la resistencia al cambio tras la implementación del plan de sucesión, por ejemplo:

Identificar aquellos actores que se resisten al cambio y llevar a cabo un diagnóstico profundo sobre las causas que propician dicha reacción

Fomentar e impulsar el cambio de manera transparente, informando del proceso y plan de sucesión a los diferentes implicados

Involucrar a todos los actores en la implementación del plan de sucesión como copartícipes del mismo

Al final, como tantas otras cosas en la vida, de lo que se trata es de relacionarse con las personas: ponerse en su lugar, comprenderlas y valorarlas.